INICIO

Tendencias internacionales

19/10/2020

Concluyó una semana en la cual un movimiento de aversión al riesgo deja resultados mixtos en los mercados bursátiles.

En el plano internacional, concluyó una semana en la cual un movimiento de aversión al riesgo deja resultados mixtos en los mercados bursátiles, explicados por la divergencia sectorial de los rendimientos en renta variable. Los mercados europeos fueron los más castigados en la semana, con pérdidas del 1,6% para el EuroStoxx 50, mientras el S&P 500 estadounidense subió un 0,2% en la semana. El sector energético y el financiero estuvieron entre los más castigados en la semana, cayendo un 3,5% y un 0,8% respectivamente, lo que explica el peor desempeño de los mercados europeos. Por el lado positivo, el sector de consumo sube un 1,4% en la semana y el sector tecnológico en EEUU vuelve a liderar las ganancias, principalmente las empresas de mayor capitalización, lo que impulsó al Nasdaq 100 un 1,1%. Cabe destacar también el buen rendimiento de los mercados emergentes, principalmente Brasil y China, con el Bovespa creciendo un 0,9% en el plano semanal, y el Shangai Composite marcando un alza del 2%, ubicándose este último cerca de sus máximos históricos.

Entre las novedades en el plano económico, cabe destacar el informe de perspectivas económicas publicado durante la pasada semana por el FMI (World Economic Outlook, octubre de 2020), en el que el ente realiza una revisión al alza en las previsiones de crecimiento económico global, frente al último informe publicado en junio de este año.

El FMI prevé que las economías desarrolladas se contraerán un 5,8% este año, para rebotar creciendo un 3,9% en 2021, lo que implica no recuperar los niveles de 2019 hasta 2022 en el mejor de los casos. En los emergentes, solo China evita la recesión, mientras que India y México se llevan la peor parte. El rebote será más intenso en estos países, que crecerán un 6% en 2021. El crecimiento global fue revisado ocho décimas al alza en 2020, y se rebaja dos en 2021 por un menor efecto base de la caída pronosticada para este año. En el caso de Argentina, las previsiones del organismo muestran un cuadro agravado frente a la anterior revisión, estimando una caída del PBI del 11,8% (1,9 p.p. mayor a la caída estimada en junio), y una recuperación del 4,9% para 2021.

A pesar de la revisión al alza de las previsiones para 2020 en una mayoría de economías, el Fondo estima que la pandemia va a generar un daño persistente en las medidas de bienestar material global. En términos de PIB potencial, el nivel estimado para los próximos cinco años estaría entre 3,5 y 5,5 puntos porcentuales del previsto en enero de este año. A este peor desempeño económico se agregan previsiones de un agravamiento de la desigualdad en la distribución de la renta y una menor inversión en capital humano.

 

CONTACTO
ESCRIBANOS
SOCIAL
LINK

Ir Arriba

© 2015 Diseño Web en San Juan nitro2.com.ar Diseño web en San Juan